Las semilla de chía son rica en nutrientes que son aprovechados fácilmente por el organismo.

La semilla de Chía es el alimento del momento gracias a todas sus propiedades y nutrientes que ella posee, además que es fácil de digerir. Una de las formas más comunes es mezclar la Semilla de Chía en agua, con un poco de jugo de limón dejándola reposar por 10 minutos para que esta absorba la mayor cantidad de líquido y así aumente su volumen.

De esta forma veras un gel el cual puedes agregar a ensaladas, postes, batidos, o simplemente tómalo a cucharadas.

Aprende a Cómo comer las semillas de Chía Correctamente.

Para esta preparación necesitas 1/3 de una taza de semilla de chía, por dos tazas de agua, remueva y deje reposar. Esta mezcla la puedes almacenar en la nevera y consumirla cuando desees.

Una receta conocida en México, es la Chía Fresca, esta es muy fácil de elaborar, ya que solo necesitas, semillas de chía, jugo de limón, azúcar, y agua.

Otra forma de consumir la semilla de chía es mezclar las semillas tiernas de la Chía en ensaladas, es una forma fácil de digerir.

Lo más recomendable es consumir la semilla de Chía en su forma natural, para así aprovechar todos los beneficios que ella posee, la chía está cargada de vitaminas y proteínas, as de que en lugar de consumirlas en productos elaborados como aceites o algún suplemento.

Recuerda que la semilla de chía al igual que las nueces no contiene colesterol, pero como todas las frutas secas son más cargadas en calorías. Así que debes consumirla con moderación.